comida variada

Dieta Cetogénica también conocida como dieta “Keto”

Abreviada y popularmente conocida como dieta “Keto” la dieta cetogénica es un plan alimentación en el que se minimiza el consumo de hidratos de carbono a fin de contribuir a la pérdida de peso y la mejora de la salud en general; asimismo se caracteriza por ser rica en grasas y efectiva incluso contra el cáncer, el Alzheimer, además de pacientes diabéticos y epilépticos.

¿En qué consiste la dieta cetogénica?

En líneas generales, se trata del plan alimenticio en el que se reduce drásticamente el consumo de carbohidratos y se incorporan altas cantidades de grasas. La razón de ello, es que la dieta persigue llevar al cuerpo a la cetosis, un estado metabólico en el que se potencia su eficiencia para convertir dicha grasa, en energía y cetonas – dentro del hígado – maximizando el desempeño energético del cerebro.

Guardando  similitud con las dietas Atkins – por ser igualmente baja en carbohidratos – ofrece también la ventaja de reducir los índices de azúcar en sangre y niveles de insulina, lo que se traduce a una transición metabólica capaz de brindarle numerosos beneficios a la salud en general.

¿Cuántos tipos de dietas cetogénicas existen?

Si bien existen divesas variantes de la dieta Keto, solo su versión estándar y alta en proteínas cuenta con estudios minuciosos que respaldan su efectividad; esta, consiste en un plan alimenticio alto en grasas y bajo en carbohidratos, que se complementa con dosis moderadas de proteínas, por lo general, el porcentaje de cada uno es de 75%, 5% y 20% respectivamente.

Otras variantes

  • Dieta cetogénica cíclica, corresponde a la versión en la que se incluyen periodos de recargas más altas en carbohidratos.
  • Dieta cetogénica alta en proteínas: difiere de la dita cetogénica estándar al incluir mayor cantidad de proteínas, llevando la ingesta a 60% de grasas, 35% de proteínas y 5% de carbohidratos.
  • Dieta cetogénica adaptada: a diferencia de las anteriores, posibilita la incorporación de carbohidratos en los días de entrenamientos.

¿Qué alimentos se permite en la dieta cetogénica y cuáles no?

A grandes rasgos, las dietas cetogénicas se sustentan en la ingesta de alimentos con alto contenido de grasa, proteínas y poco aporte de hidratos de carbono, de ahí que entre los permitidos se encuentran:

  • Carne: roja, pavo, pollo, jamón, chuletón, salchichas y bacon
  • Huevos: de preferencia, pasteurizados y ricos en omega
  • Pescado graso: los más recomendados son las truchas, salmón, caballa y atún
  • Queso no procesado
  • Mantequilla y crema
  • Nueces y semillas: Almendras, nueces, semillas de lino, semillas de calabaza, semillas de chía, etc.
  • Bebida vegetal de coco, almendras o anacardos.
  • Alimentos fermentados como el chucrut, kimchi o la kombucha.
  • Aguacate
  • Aceites saludables: de coco, de aguacate y especialmente, el de oliva virgen extra
  • Verduras bajas en carbohidratos: tomate, pimientos, cebolla y casi todas las denominadas verduras verdes.

Para condimentar las diferentes preparaciones se permite la sal, especias saludables, hierbas aromáticas y condimentos – como la cúrcuma, el ajo y el jengibre – asimismo, está permitido el chocolate negro sin azúcar, ralladura de limón, lima o naranja y alga nori. En cuanto a la hidratación, agua, té y café serán las bebidas a consumir.

Alimentos que deben evitarse

En su defecto, habrá de suprimirse el consumo de alimentos con elevado contenido de hidratos de carbono, entre ellos:

  • Productos dietéticos o bajos en grasas
  • Comidas azucaradas, zumos de frutas, refrescos, batidos y toda clase de dulces
  • Cereales o féculas, así como sus posibles derivados
  • Judías o legumbres
  • Frutas, exceptuando frutos del bosque – como las fresas, moras y arándanos – que pueden comerse en pequeñas porciones
  • Hortalizas de raíz y tubérculos, desde patatas hasta chirivías
  • Grasas saturadas, aunque la dieta keto se sustenta en el consumo de grasas, tendrá que limitarse la ingesta de aceites refinados y mayonesa
  • Condimentos o salsas que contengan azúcar y grasas saturadas
  • Alimentos dietéticos sin azúcares

¿SON efectivas LAS dietas cetogénicas para perder peso?

La dieta cetogénica no solo es una efectiva forma de adelgazar, sino también alternativa viable en la reducción de los factores de riesgo de ciertas enfermedades, superando incluso, a los regímenes bajos en grasa que suelen recomendarse en ambos casos.

Debido a que impulsa la sensibilidad a la insulina y la pérdida de grasa, el objetivo de la dieta Keto se centra en perder peso sin contar calorías, dejando atrás el esquema alimentario de llevarle seguimiento a las cantidades diarias ingeridas.

Beneficios adicionales de la dieta Keto para la salud

Más allá de su objetivo de contribuir a perder peso, la dieta cetogénica actual tiene su origen en plantear una alternativa en el tratamiento de enfermedades neurológicas – entre ellas, la epilepsia – siendo objeto de investigación de numerosos ensayos en los que arrojó igualmente resultados positivos patologías vinculadas al metabolismo y la insulina, tales como:

  • Cáncer: gracias a su capacidad para ralentizar el crecimiento de tumores, es actualmente recomendada en el tratamiento de distintas clases de cáncer.
  • Cardiopatía: debido al control que ejerce en los niveles de azúcar e insulina, no solo consigue equilibrar los niveles de ambos en la sangre, sino que también mejora otros factores de riesgo como presión sanguínea, grasa corporal, y niveles de colesterol HDL.
  • Alzheimer: su eficiencia no se limita a la reducción de los síntomas de la enfermedad, sino es capaz de disminuir la velocidad con la que progresa.
  • Párkinson: diversos estudios coinciden en la evidente mejoría – es sus síntomas – que sufren los pacientes con Párkinson.
  • Lesiones cerebrales: seguir esta dieta puede suponer la reducción de las conmociones cerebrales, o en su defecto, la recuperación tras este tipo de lesiones.
  • Síndrome del ovario poliquístico: debido a la influencia de la insulina en el curso del síndrome, y que la dieta regula sus niveles en sangre, se convierte en aliada en el tratamiento.

Riesgos de la dieta cetogénica:

Si bien es larga la lista de beneficios que la dieta puede aportarle a la salud en general, su realización demanda la guía de un profesional; al igual que otros regímenes ricos en grasas o de alto consumo proteínico, puede causar estrados sin siquiera caer en cuenta de ellos.

Cuando se pone en marcha la dieta Keto sin seguimiento, es posible que surjan diversos síntomas; a corto plazo, suele acarrear falta de energía, dolor de cabeza, eritema, mal aliento y cuadros continuos de diarrea.

Sin embargo, esa no es la peor parte, pues alago plazo, un descontrol puede suponer efectos severos sobre la salud, que van desde esteatosis hepática, debilidad articular e hipoproteinemia, hasta aparición de cálculos renales y deficiencias a ciertas vitaminas y/o minerales.

Efectos secundarios y ¿cómo minimizar los riesgos?

En personas sanas y bajo supervisión profesional la dieta cetogénica es segura; sin embargo, el cuerpo demanda adaptarse a los cambios que sufre su metabolismo dando lugar a la aparición de ciertos efectos secundarios, el primero de ellos: la famosa gripe Keto.

Por fortuna – la condición caracterizada por disminución de capacidad mental, insomnio, malestar digestivo, sensación del hambre y fatiga – dura apenas unos días, y puede minimizarse siguiendo una dieta estándar y baja en carbohidratos durante la primera semana; la idea es instruir al cuerpo previo a la supresión total de los carbohidratos.

Otra alternativa funcional para reducir los efectos secundarios de la dieta Keto es aumentar un poco la cantidad de sal en las comidas y consumir suplementos minerales; la razón de ello radica en que el régimen, altera el equilibrio del agua y minerales del cuerpo.

¿Para quién se recomienda la dieta cetogénica?

Generalizando, la dieta cetogénica es recomendada para todo aquel que desee mejorar sus salud metabólica, los que sufren de sobrepeso y pacientes diabéticos; en contraparte, no se aconseja su puesta en práctica en atletas de élite, menos en quienes aspiren incrementar su masa muscular o peso.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *