colinabo

La Rutabaga, ¿qué es y cómo cocinarla?

Unicamente llamados rutabagas en los Estados Unidos. En el resto del mundo, se les conoce como suecos, neeps, nabos rusos o nabos suecos. Se cree que este cultivo de raíz se originó en Bohemia en el siglo XVII como un híbrido entre el nabo y la col silvestre.

La rutabaga a menudo se confunden con nabos, aunque hay diferencias notables. La carne varía de amarillo a naranja, con una piel verde púrpura y un sabor dulce y terroso. Las rutabagas son más alargadas, con cuellos gruesos y frondosos y raíces que emergen de la parte inferior y de la raíz. Los nabos, por otro lado, tienen poco o ningún cuello. Las hojas de Rutabaga son suaves, gruesas y azuladas, mientras que las hojas de nabo son delgadas, peludas y de color verde claro.

Como cultivos de clima fresco que pueden almacenarse fácilmente, los colinabos se cultivan principalmente en el norte de los Estados Unidos, Europa, Gran Bretaña y Canadá,  y requieren aproximadamente 90 días para que maduren por completo.

La Rutabaga se pueden asar, saltear, hornear, freír, hervir, triturar y agregar a sopas y guisos. También se pueden comer crudos en bocadillos o rallados en ensaladas o ensalada de col. Una mezcla de puré de colescos, papas sazonadas con nuez moscada, mantequilla y sal es un plato abundante y reconfortante.

Beneficios para la salud de la Rutabaga

Se descubrió que contienen propiedades anticancerígenas y antioxidantes. Su nutriente más importante, la vitamina C, proporciona funciones que combaten los oxidantes y el sistema inmunológico que pueden ayudar a proteger las células del daño de los radicales libres. La vitamina C también ayuda a mejorar la absorción de hierro y la formación de colágeno que puede proteger contra el daño celular, alentar a las heridas a sanar, combatir infecciones y promover huesos, dientes, encías y vasos sanguíneos saludables. Además, la colilla contiene el hierro necesario para producir sangre saludable a diario.

La rutabaga rico en betacaroteno también es una excelente fuente de manganeso (para energía) y potasio, y es rico en fibra, tiamina, vitamina B6 (ayuda al sistema nervioso), calcio (para huesos fuertes), magnesio (ayuda a absorber Calcio y estrés de combate) y fósforo (ayuda a metabolizar proteínas y azúcares). A continuación se muestra una lista de nutrientes encontrados en colinabos con las cantidades correspondientes:

Datos nutricionales de la Rutabaga

  • Tamaño de la porción: 3.5 onzas (100 gramos), crudo
  • Calorías 37kcal
  • Calorías de grasa
  • Grasa total 0.16 g
  • Grasa saturada 0 g
  • Grasas trans 0g
  • Colesterol 0 mg
  • Sodio 12 mg
  • Carbohidratos totales 8.62 g
  • Fibra dietética 2.3 g
  • Azúcar 4.46 g
  • Proteína 1.08 g
  • Phosphorus 53 mg
  • Vitamina C 25 mg
  • Calcio 43 mg
  • Magnesio 20g

* Los valores diarios de porcentaje se basan en una dieta de 2,000 calorías. Sus valores diarios pueden ser más altos o más bajos según sus necesidades calóricas.

Estudios realizados sobre la Rutabaga

El cáncer de próstata es la segunda causa de muerte por cáncer después del cáncer de pulmón. Los resultados de un estudio sugirieron que una dieta rica en vegetales crucíferos, como el sándalo, se relaciona con un riesgo reducido de cáncer de próstata.

Cómo cocinar Rutabaga

Aunque la colilla se puede comer cruda, cocinarla la hará más agradable. Este método libera un sabor dulce pero sabroso, como una rica papa dorada, pero menos almidonada y más satisfactoria. Antes de cocinar la colilla, sin embargo, debes pelarla adecuadamente. Esto es lo que debes hacer:

  • Lavar la colilla a fondo para eliminar la suciedad.
  • En una tabla de cortar, corte la colilla a la mitad a través del tallo central con un cuchillo afilado. Asegúrese de sostener el cuchillo correctamente para que no se resbale.
  • Coloque las rebanadas en sus lados planos y luego córtelas en semicírculos de media pulgada de espesor. Las primeras y últimas piezas se pueden desechar, ya que están cubiertas de una piel más gruesa.
  • Usando un cuchillo de pelar, pele cada pieza semicircular y luego córtelos en cubos.
  • Ahora puedes usar los cubitos de colinabo pelados en tus recetas.

Asegúrese de revisarlos con frecuencia, ya que pueden sobrecocinarse y desintegrarse. Prueba estos métodos para cocinar colilla:

  • Hornear: coloque los trozos de colinabo en una fuente para hornear poco profunda, espolvoree con unas cucharadas de agua y hornee a 350 grados Fahrenheit (176.6 grados Celsius) por una hora o hasta que estén tiernos. Puede colocar una capa de cebollas rebanadas sobre los colinabos para un sabor adicional.
  • Hervir: ponga las piezas de colinabo en una olla con agua hirviendo con 1/2 cucharadita de sal. Tapar la olla y dejar hervir de nuevo el agua. Deje que hierva a fuego lento. El tiempo de cocción es de aproximadamente 20 a 35 minutos.
  • Estofado : coloque colinabos rebanados o en cubos en una sartén con caldo. Tape y cocine a fuego lento durante 15 a 20 minutos, o hasta que estén tiernos.
  • Horno de microondas: coloque una libra de colinabos en una fuente de horno para microondas y luego agregue 3 cucharadas de agua. Tape y cocine por siete a nueve minutos, o hasta que estén tiernos. Recuerde agitarlos a la mitad del tiempo de cocción y esperar tres minutos antes de sacarlos del microondas.
  • Cocer al vapor: utilizando un colador o una cesta de metal, cocine al vapor los colinabos en una olla con agua durante 25 a 35 minutos, o hasta que estén tiernos.
  • Saltear: saltear la sartén cortada en cubitos (o cortarlos en tiras) en aceite de coco durante unos siete minutos.

Resumen

La rutabaga, conocida como suecos, neeps, nabos rusos o nabos suecos en la mayor parte del mundo, es una excelente fuente de vitamina C, potasio, manganeso, fibra, tiamina, vitamina B6, calcio, magnesio y fósforo. Estos nutrientes proporcionan una combinación de beneficios nutricionales para promover una función saludable en todo el cuerpo, al tiempo que reducen el riesgo de enfermedades cardíacas y cáncer.

De hecho, los estudios clínicos muestran que el riesgo de cáncer colorrectal y de próstata se puede reducir al ingerir cantidades saludables de vegetales de brassica, como la colilla.

Si el colinabo es nuevo para ti, prueba asándolo o salteando con mantequilla cruda y sal, pimienta y sal para un sabor delicioso y cremoso.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *